lunes, 31 de marzo de 2014

¿Y si te llama Planeta?


El pasado miércoles 26 de marzo visitó la Universidad Loyola Andalucía (en la que trabajo) la escritora Luz Gabás. Lo hacía para presentar su segundo libro, Regreso a tu piel, editado por la todopoderosa Planeta. El primer libro de esta escritora aragonesa, Palmeras en la nieve, ha sido un éxito de ventas, hasta el punto de que se está rodando una película, con Mario Casas de protagonista.

La verdad es que la charla con Luz Gabás fue deliciosa. En primer lugar porque es una gran conversadora; en segundo lugar, porque la aragonesa tiene una historia personal curiosa que ayudó a poner un punto de exotismo al encuentro: es alcaldesa del pueblo de Benasque, y hasta que escribió su primera novela no había tenido más contacto con el mundo editorial que el que pueda tener cualquier profesor universitario (es licenciada en Filología inglesa y fue profesora universitaria unos años).

No conozco en profundidad su obra y no puedo juzgarla; tampoco es lo que pretendo con esta entrada. Más bien quiero compartir algunas de las cosas que dijo en la Universidad Loyola Andalucía y que, desde mi punto de vista, tienen el valor de no ser las típicas declaraciones de una escritora consagrada que repite algunos titulares y muchos clichés sobre qué es escribir. 

Luz Gabás habló sobre cómo es para ella el proceso creativo. En su caso, tiene perfectamente claro antes de comenzar toda la estructura narrativa, la idiosincrasia de los personajes, los hitos narrativos: sabe cómo avanzará la acción y cuáles son los momentos clave. Igualmente, dijo algo que yo (y otros muchos escritores antes) suelo repetir y que es difícil de explicar: que escribir duele, que produce una mezcla de placer y dolor. 


Pero lo más interesante desde mi punto de vista fue cuando explicó cómo logró publicar en la editorial Planeta. Os podéis imaginar que para un autor lo más satisfactorio es llegar a cuanta más gente mejor, lograr trascender. Las editoriales más modestas como Talentura (ya sabéis que es la que ha editado Hoy no puedo) son heroicas, por supuesto, pero tienen difícil o casi imposible lograr distribuir a las librerías grandes, y mucho menos dotar de presupuesto publicitario a las obras que editan. La capacidad de llegar a muchas lectoras y lectores es, por tanto, limitada. Luz Gabás explicó que ella hizo algo cuando terminó de escribir que muchos otros escritores hacen: elaborar una lista de editoriales y enviar su manuscrito, empezando por las más potentes y terminando por las modestas. Después de un tiempo largo y muchas negativas, logró que una pequeña editorial de Lérida se quedase con los derechos de su novela, Palmeras en la nieve. Apenas unos días después de firmar el contrato, recibe la llamada de la editora de Temas de Hoy, del grupo Planeta. ¡Es para morirse! Pero esta historia, ya lo sabéis, tiene final feliz: Planeta compra los derechos a esa editorial pequeña (perdón por no citarla, pero no recuerdo el nombre) y la novela de Luz Gabás de convierte en una especie de best seller español. Y, de pronto, la alcaldesa de Benasque se ve envuelta en una vorágine de presentaciones, entrevistas y viajes por España.


Ahora quiero oír vuestras historias. Escritoras y escritores que os pasáis por este blog. ¿Cómo ha sido vuestra experiencia?

No hay comentarios: